Publicaciones de los silencios que

he llenado a través de mis años


sábado, 21 de marzo de 2009

Confesión

No son las fragancias embriagadoras de mi jardín
Ni el rumor del río lo que mantiene absortos mis pensamientos.

No son los encantos dorados del sol
los que hacen cerrar mis ojos

No es el cuento de hadas lo que me hace soñar despierta,
ni el canto del pajarillo lo que me hace suspirar.

Es algo que pulsa en mi sangre y recorre todos los rincones de mi ser
llenándolos de vida.

Son mis labios que sonríen con todo mi corazón
cuando a mi mente llegan memorias que hacen vibrar todas mis fibras.

Es el alba que interrumpe mi sueño con un pensamiento
y el tenue color de la noche fugándose, me dice que mi corazón suspira.

Es el amor que se entrega en una sola mirada,
es el sonrojo de mis mejillas, es este amor sin palabras,
es este poema que me dicta el corazón.

Como le digo al viento que te quiero?
Como le digo a la luna de plata que solo en ti pienso?
Es este suspiro tejido en mi corazón que me dice
que has llegado hasta mi alma como un ladrón,
robándome los versos de este pequeño pliego de papel.